Quien a buen árbol se arrima…

…buena sombra le cobija.

Decimos que los refranes tiene mucha razón, y en las matemáticas vemos casos que así ocurrió. Son mucho los excelentes matemáticos que han influido en excelentes discípulos. David Hilbert tuvo por discípulos a Hermann Weyl y Ernst Zermelo; Euler fue discípulo de Johann Bernoulli; Heisenberg de Max Born; Cantor fue alumno de Ernst Kummer, Karl Weierstrass y Leopold Kronecker; Henri Poincaré de Charles Hermite… y la lista sigue.

Así pues, en vuestra opinión cuál ha sido la pareja profesor-alumno más fructífera de las matemáticas.

Did you like this? Share it:
This entry was posted in General and tagged . Bookmark the permalink.

One thought on “Quien a buen árbol se arrima…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *